ATENUA LAS ESTRIAS CON CARBOXITERAPIA

Las estrías son un problema frecuente en hombres y mujeres que con tratamientos convencionales no suelen tener buenos resultados. Son lesiones atróficas de la piel que suelen situarse en las caderas, vientre, piernas, muslos y espalda. Podemos apreciar que la aparición de ellas se generaliza en el proceso de crecimiento, en el embarazo, en las perdidas súbitas de peso o con el consumo abusivo de algunos fármacos.

Por ello surge la carboxiterapia como una alternativa médica a este problema.  Lo que se busca con este tratamiento es que se reabsorba el tejido fibroso de la cicatriz. Para que esto suceda, se intenta activar la circulación sanguínea de la zona y así facilitar la creación y reorganización de colágeno y elastina. Los resultados son extraordinarios y cada vez son más las personas que buscan este tipo de alternativas médicas.

La carboxiterapia  es un método que consiste en la aplicación de dióxido de carbono (CO2) por vía subcutánea mediante pequeñas infiltraciones. El dióxido de carbono (CO2) es un gas que no es tóxico, inclusive en dosis altas y que tiene mínimos riesgos y efectos secundarios. Es hemosoluble, veinte veces más soluble que el oxígeno. Presenta una alta difusión alrededor del sitio de la inyección, entre diez y veinte centímetros y requiere muchas menos inyecciones que la Mesoterapia.

No olvidemos que la carboxiterapia es un tratamiento médico que tiene indicaciones y contraindicaciones que deben ser evaluadas por un doctor antes de iniciar las sesiones.

El tiempo de inactividad posterior a la aplicación de la Carboxiterapia  es mínimo o ninguno en ciertos casos. El tratamiento puede demorarse aproximadamente  15 – 30 minutos por área y se realiza una o dos veces a la semana.

El número de sesiones siempre dependerá del tipo de paciente y de los objetivos deseados.

Tarifas

Nos encontramos en Avenida Portugal, número 32, local 1. Griñón (Madrid).

Teléfono: 918141512

facebookgoogle_plusmail